Back to top

El faro de emergencia que sustituirá a los triángulos reflectantes del coche

Viernes, Marzo 29, 2019

Help Flash se coloca sin salir del automóvil o sin bajar de la moto

Observación y experiencia profesional son dos buenas bases para inventar productos nuevos. Gracias a ambas nació Help Flash, un dispositivo de emergencia destinado a sustituir a los triángulos reflectantes que los conductores están obligados a colocar al ocurrir un percance con su automóvil.

La Dirección General de Tráfico (DGT) acaba de anunciar que el 1 de enero de 2024, si sale adelante el proyecto de real decreto que regula las condiciones en las que realizan sus funciones los servicios de auxilio en las vías públicas, dispositivos luminosos adheridos al vehículo serán los que avisen de un incidente o emergencia en vez de los triángulos actuales.

Help Flash es un objeto redondo que emite luz y que se coloca en el techo del vehículo cuando este se ha averiado o ha sufrido un accidente y se ve obligado a parar en los arcenes de carreteras, autovías, autopistas o carriles urbanos.

“Los triángulos han demostrado que son más peligrosos de lo que parece, precisamente por falta de seguridad total”, explica Jorge Costas, consejero delegado y uno de los fundadores de Netun Solutions, empresa creadora del aparato.

Evitar atropellos

Costas sabe de lo que habla. Como Jorge Torre, otro de los socios, es guardia civil en excedencia y durante su carrera en el cuerpo tuvo ocasión de comprobar que a la señalización obligatoria en caso de incidente con un automóvil le faltaba algo y era poco segura. “La prueba está en que, según los datos más recientes de la DGT, los atropellos en los arcenes son la estadística que más ha empeorado en los últimos años”, añade.

Destello de un Help Flash en la carretera

Para mejorar la situación nació la startup Netun Solutions en 2016. En octubre de ese mismo año lanzaron al mercado Help Flash, el dispositivo de aviso, un pequeño objeto de forma redonda (pesa menos de 100 gramos) que emite una luz visible a un kilómetro de distancia y que se coloca en el techo del automóvil averiado o siniestrado sobre el que se quiere llamar la atención al resto de vehículos, bicicletas, motos o personas que transiten en ella.

Es autónomo, ya que funciona con pilas que tienen una duración de cuatro años, e intuitivo, pues se enciende en contacto con la chapa del vehículo. Está pensado para guardarlo en la guantera o en los cajones laterales de las puertas de forma que, al parar en el arcén, el conductor no tenga que salir del coche para abrir el maletero y colocar los triángulos, momentos peligrosos en los que se producen más atropellos o colisiones.

Precisamente, el proyecto de real decreto prohíbe que, al ocurrir un incidente en una vía pública, el conductor abandone el automóvil y salga a la carretera. Si no hay más remedio, deberá salir por la puerta que da al arcén y no por la que da a la vía.

Help Flash está homologado desde agosto de 2018. Hasta la fecha se le considera un producto complementario a los triángulos, que siguen siendo preceptivos. Los dispositivos llamados a sustituir a estos instrumentos deberán ser autónomos.

Jorge Costas comenta que Help Flash lo es completamente al no funcionar con baterías que se descargan frecuentemente sino con pilas de larga duración. Además, Netun Solutions tiene la patente de la activación magnética, lo que significa que el aparato funciona al contacto con la chapa del vehículo. También dispone de activación manual.

 

Share